“Dinero gratis”: mala leche de la buena

“Dinero Gratis” de Carlo Padial (también conocido como Carlo Hart) es una recopilación de cuentos con bastante mala leche, ironía por un tubo y lo que parecen grandes muestras de las filias y fobias de su autor.

La verdad es que lo primero que pensé cuando lo empecé, fue que me recordaba a Quim Monzó. Salvando las distancias en cuanto a notoriedad (Monzó es uno de mis escritores preferidos desde hace años) e idioma, la narrativa de Padial me recordó mucho a la de Monzó, especialmente en el cuento que da título al libro “Dinero Gratis” que se desarrolla con personajes muy Monzó en una Barcelona que es también el escenario preferido de éste.

Padial tiene sin embargo (como mínimo en este volumen) unas obsesiones cuando menos peculiares y muy diferentes de las de Monzó (mucho más ecléctico) : que si mendigos, que si Pablo Picasso, que si Starbucks, que si la alopecia… están presentes en casi todos los cuentos y parecen ser la columna vertebral de este “Dinero Gratis”, puesto que le dan consistencia y sirven para que todos los cuentos parezcan de alguna manera conectados y el resultado sea homogéneo.

Brillante a ratos (recordemos que es libro de cuentos, por tanto es irregular) me ha gustado más cuanta más mala leche destilaba: memorables por ejemplo “National Geographic” y “Críticos de cine”. Aquí el afilado inicio de éste último:

A última hora de la tarde de este viernes, y resentido con la humanidad por haberme excluido de sus fiestas privadas, he tomado la decisión de hacerme crítico de cine profesional. A partir de este momento, mi opinión sobre cualquier película valdrá más que la tuya, y cuando las mujeres me pregunten a qué me dedico, mi respuesta será clara y contundente: “Soy crítico de cine profesional. Puedes preguntarme lo que quieras -y añadiré-:aunque mis especialidades son el cine europeo, los westerns y las películas de Akira Kurosawa”

También “Diarios del Starbucks” y “Dinero Fácil” me han gustado mucho y tienen momentos hilarantes. Otras historias no las he entendido (“Los diarios de Pablo Picasso 1984-1992” por ejemplo) aunque supongo que es normal porque al tratarse de cuentos (y bastante diversos) las diferencias entre ellos hacen imposible que nos gusten todos.

En resumen, crítica inteligente oculta entre burradas deliberadamente provocativas. Reflejos de nuestra sociedad caricaturizada y llevada al extremo por unos personajes exagerados y paranoicos…una experiencia muy recomendable y una excelente carta de presentación para un debutante. Voy a ver si consigo algunas de sus obras como autor de cómic mientras espero su próximo libro.

Dinero gratis
Carlo Padial
Colección Miradas
Idioma original: Castellano
Publicación: Septiembre 2010
Rústica 21 x 14 cm
ISBN: 978-84-937856-9-7
232 páginas
16 euros

Anuncios

7 comentarios en ““Dinero gratis”: mala leche de la buena

  1. sra. saeki dijo:

    Cuando termine el que estoy leyendo me compraré este sin duda.
    Por cierto, igual si te lees el libro que te dejé hace un par de años sobre Picasso, igual entiendes el cuento. 😉

  2. jeffreyabbot dijo:

    Jajaja!

    ¡Es lo primero que pensé! juro que volví a la estantería como hago regularmente, lo miré y pensé…mmmm…. la próxima vez….

    Tiene un nosequé que hace que no me acabe de decidir. Por eso siempre pregunto si lo necesitas o piensas dejarlo a alguien 🙂

  3. @scen dijo:

    Además de la crítica elogiosa que haces, la verdad es que el párrafo del libro que has puesto es suficiente para que uno se interese por él.

  4. sra. saeki dijo:

    Ahora mismo me he acabado el libro. A pesar de que está bien escrito y el ritmo hace que los cuentos los leas rápidos, las paranoias del autor hacer que no me guste lo que estoy leyendo. No me molesta el tono en el que está escrito, si no la exageración llevada al extremo de las situaciones que plantea. Las temáticas son interesantes y el punto de vista también, pero acabas aborreciendo tanta paranoia.
    Tampoco he entendido el cuento de Picasso. Picasso murió en abril del 73.

  5. jeffreyabbot dijo:

    Pues si tú no has entendido el de Picasso imagínate la cara que se me quedó a mi 🙂

    Creo que es deliberadamente provocativo. En eso me recordó a Monzó. Ese llevar las situaciones al límite a ver qué pasa…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s